MAGIA PARA NIÑOS EN EL DÍA DE LA MAGIA

ESPECTÁCULOS DE MAGIA PARA NIÑOS.

magia para niñosLas visitas de los magos a los hospitales forman parte, no sólo de un deber profesional que el gremio acepta con gusto, sino de esos momentos que parecen dar sentido esa decisión – no siempre comprendida – que un día algunos tomamos de convertirnos en magos.

De todos los espectáculos de magia para niños que puede ofrecer cualquier ilusionista o mago, el que se lleva a cabo en la cabecera de un niño enfermo, tiene, sin duda, una recompensa mucho más estruendosa que todos los aplausos del más concurrido teatro: su mirada. Esa mirada alegre, absorta, sorprendida o desconfiada que destierra, aunque sea por unos segundos, cualquier traza de miedo, resignación, o temor. Y eso, necesariamente tiene que tener efectos curativos.

Introduciendo una porción de irrealidad en la aséptica y generalmente aburrida vida cotidiana de un niño hospitalizado, los magos servimos a un propósito mucho más universal. Plantarle cara al mal o a la adversidad. Poco es lo que hacemos en comparación con un cirujano o un pediatra dedicados a algo tan noble como luchar contra las enfermedades infantiles o aún salvar la vida de un niño. Pero ese poco también contribuye a mejorar su estado de ánimo y a reforzar su esperanza en que ese ingreso hospitalario es sólo un mal sueño del que despertarán más pronto que tarde. Y todo cuenta.

Cualquier espectáculo de magia para niños debe acabar con una sonrisa. Eso es lo que estamos seguros de que habrán conseguido nuestros compañeros en su mágica visita a los niños del Hospital de Salamanca. Desde aquí vaya nuestro reconocimiento y admiración por esa encomiable labor.

.