¿Por qué nos gusta la magia?

Mago para fiestas

Adrian-Conde-Mago-para-fiestas2

Nos gusta la magia y disfrutamos del gran desafío que suponen los juegos que realiza un mago para fiestas a nuestra inteligencia. Nos atrae los desconocido y nos deleitamos cuando nos sorprenden.

Los espectáculos de magia, ya sea en la calle o en un teatro, nos resultan divertidos, y nos obligan a estar atentos a los pasos imposibles que tenemos ante nuestros ojos.

Como decía en una ocasión el reconocido mago Juan Tamariz, “La magia es un reflejo de los deseos imposibles: ver qué nos depara el futuro, ser capaz de volar, morir y resucitar.”

Si bien han pasado muchos años desde los principios de los espectáculos de magia, cuando el público se fascinaba al sacar un conejo de una chistera, en la actualidad el ilusionismo sigue despertando interés entre niños y mayores, y aunque los juegos de magia se vuelven también más sofisticados, la ilusión sigue creándose de la misma manera en el público.

La contratación de un mago es una apuesta segura para convertir nuestras fiestas en una vivencia positiva que recupera al niño que llevamos dentro.

También te puede interesar...